Europa

Los 13 pueblos más bonitos de la Toscana que te van a enamorar

pueblos más bonitos de la Toscana

La Toscana está llena de encanto, desde la arquitectura hasta el paisaje, es cautivadora y atractiva en igual medida. Elegir qué pueblos toscanos típicos visitar en tus vacaciones puede llegar a ser complicado, especialmente si quieres mantenerte alejado de las zonas más explotadas por el turismo en Italia. Conducir por esta hermosa región es una excelente manera de ver todo los enclaves más idílicos, por eso hemos investigado algunos de los pueblos más bonitos de la Toscana para que disfrutes del sabor de la vida italiana, llena de historias medievales, ciudades amuralladas y edificios renacentistas.

Pueblos más bonitos de la Toscana que debes visitar en tus próximas vacaciones

Cortona

Cortona

En el sur de la provincia toscana de Arezzo, se encuentra Cortona, una ciudad amurallada etrusca tradicional. Ubicada a unos 600 metros sobre el nivel del mar, este pueblo de la Toscana espectaculares vistas sobre el valle circundante y el lago Trasimeno. Aunque la ciudad es pequeña, está llena de lugares interesantes para visitar: como el Museo Diocesano, donde encontrarás un hermoso cuadro pintado por Beato Angelico; y el MAEC, que contiene artefactos fascinantes encontrados en los sitios arqueológicos de alrededor.

Este es uno de los pueblos más bonitos de la Toscana que tiene repartidas hermosas iglesias por todo su territorio, como el Santuario de Santa Margarita. Puedes reconocerlo en el libro y la película, «Bajo el sol de la Toscana». En esta región, famosa por su vino tinto, no te faltarán lugares para relajarte y disfrutar de un refrigerio después de un día de turismo.

Montepulciano

Montepulciano

Situado a pocos kilómetros de Siena, Montepulciano es una fiesta para los sentidos. La arquitectura renacentista completa esta ciudad medieval, creada por la familia acomodada Medici en el siglo XVI. Su arquitectura es tan genuina que no se han realizado trabajos de construcción importantes desde 1580. El corazón de este pueblo de la Toscana se encuentra en la Piazza Grande, donde puedes disfrutar de una copa de vino local Nobile y admirar el exterior de ladrillos del Duomo, y la grandeza de los palacios que la rodean. Si ese primer vaso te ha gustado, hay innumerables bodegas y degustaciones para probar en los alrededores de la plaza.

Lucca

Lucca

Lucca se encuentra en el río Serchio, por lo que es una de las pocas ciudades y pueblos de la Toscana que no se encuentra en la cima de una colina. Tiene las tradicionales murallas renacentistas de cualquier ciudad que se caracterice por este tipo de arquitectura, pero a través de estas murallas, puedes pasear en bicicleta o andar, contemplando las hermosas vistas de uno de los pueblos más bonitos de la Toscana. Todas las calles se funden en el centro del pueblo constituyendo la Piazza dell’Anfiteatro perfectamente circular, repletas de bonitas tiendas, bares y restaurantes. Lucca es famosa por ser la cuna de Puccini, y los visitantes pueden disfrutar de recitales de conciertos casi todas las noches en la preciosa Iglesia de San Giovanni.

Pitigliano

Pitigliano

Conocida como «Pequeña Jerusalén», esta pequeña ciudad toscana se encuentra en la hermosa región de Maremma, cerca de la costa. Los edificios escalonados, con techo de tejas, se asientan sobre capas de piedra volcánica roja «toba», lo que le da a esta hermosa ciudad, situada en la cima de una colina, un aspecto distinto. Inusualmente, para la Italia históricamente cristiana, los judíos vivieron en Pitigliano pacíficamente hasta 1622. Puedes aprender más sobre la historia judía de la ciudad en el Museo Judío de la Cultura y probar algunas delicias locales como el «Sfratti», son galletas en forma de bastón rellenas con nueces molidas, miel, nuez moscada, cáscara de naranja y envueltas en masa. Aparentemente fueron inventadas por la comunidad judía como resultado de que la policía los golpeó con palos para obligarlos a entrar en el gueto.

Barga

Barga

Barga se encuentra en la región de Garfagnana, cerca de la pequeña ciudad de Lucca. Este antiguo pueblo oculto en la Toscana es un laberinto de calles empedradas muy estrechas, pequeñas plazas y escaleras empinadas. El Duomo en el centro es antiguo y hermoso, y ofrece vistas panorámicas. Prácticamente sin ser explotado por el turismo, Barga es uno de los pueblos más bonitos de la Toscana para empaparse de historia verdadera sin ser molestado por los turistas.

Fosdinovo

Fosdinovo

En lo alto del terreno más empinado del norte de la Toscana se encuentra la enigmática comuna de Fosdinovo. Se trata de uno de los pueblos más bonitos de la Toscana y está dominado por un castillo que se remonta al siglo XII, donde hay un museo y centro cultural que puedes visitar, así como caminar alrededor de la estructura que se encuentra muy bien conservada. La vista de círculo completo que se ofrece desde la cima de cualquier colina de Fosdinovo es impresionante: En días despejados puedes ver todo el camino de la costa y la espectacular vista de las montañas, que albergan la leyenda que habla sobre el infierno de Dante.

Collodi

Collodi

La antigua localidad de Collodi también merece una visita por ser uno de los pueblos más bonitos de la Toscana y ser el lugar de nacimiento del amado personaje infantil, Pinocho. Ubicado en una colina en el centro de la Toscana, entre Florencia y Pisa, es el destino perfecto para los fanáticos de los libros de cuentos. Uno de sus sitios más emblemáticos es el Parque de Pinocho que alberga esculturas de bronce entre hermosos jardines, laberintos y fuentes.

San Gimignano

San Gimignano

El pueblo más conocido de nuestra lista de pueblos más bonitos de la Toscana es San Gimignano, que comenzó su historia en la década de 1150 como un pueblo etrusco. Hoy en día, las 14 torres de esta comunidad medieval amurallada ofrecen un ambiente ideal para los turistas que buscan historia, ambiente y el sabor de la antigua Italia rural. Varios museos y galerías hacen de este un pueblo perfecto para visitar por su variedad cultural.

Monteriggioni

Monteriggioni

La pequeña aldea de Monteriggioni, cerca de Siena, es una aldea que está escondida dentro de una ciudadela fortificada, cuyas paredes y 14 torres ocultan su existencia por completo. Hoy en día solo quedan en funcionamiento algunos de los edificios, con el resto del pueblo se ha creado un interesante museo que alberga armaduras y artefactos del Renacimiento, junto con algunas tiendas y restaurantes.

Montefioralle

Montefioralle

Ubicado en una colina sobre Greve in Chianti, en la pintoresca región de Chianti, se encuentra Montefioralle, uno de los rincones más bonitos de la Toscana donde puedes admirar espectaculares vistas de valles y montañas. Este pueblo se vuelve animado en el verano, cuando muchos residentes regresan a sus casas de vacaciones, durante el resto del año lo tendrás entero para ti. Prepara la cámara y busca todos esos rincones ocultos y detalles toscanos.

Suvereto

Suvereto

Suvereto cuenta con un claustro medieval, una iglesia románica y un hermoso ayuntamiento que data del siglo XIII. Además, en este pueblo de la Toscana hay muchas calles estrechas en las que puedes perderte y experimentar la auténtica Toscana en un destino que está lo suficientemente alejado de la ruta turística. Se encuentra a 60 kms al sur del puerto de Livorno.

Capalbio

Capalbio

Es una de las aldeas más encantadoras de Maremma. Capalbio se encuentra justo en el extremo sur de la región y es uno de los pueblos más bonitos de la Toscana y donde puedes pasear entre callejones estrechos y calles empedradas que te transportarán directamente a la Edad Media. Está rodeado por la naturaleza salvaje y cruda de Maremma, y muy cerca de la costa, por lo que es un destino perfecto para disfrutar un fin de semana.

Bagno Vignoni

Bagno Vignoni

Bagno Vignoni es una bonita ciudad balneario situada en la Toscana. Está construida alrededor de una gran piscina termal y sus casas de piedra se reflejan en el agua y le dan un aire místico. Es uno de los pueblos más bonitos de la Toscana porque se encuentra en uno de los lugares más pintorescos de la región, la Val d’Orcia.

Ver comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir